Crisis in Italy: tras una semana caótica, renuncia Mario Draghi y habra elecciones el 25 de septiembre

ROME.- Tal como se esperaba después del collapso de su gobierno, el prime minister, Mario Draghi, la personality más prestigosa de Italia, renunció hoyesta vez en forma irrevocable, ante el presidente, Sergio Mattarella. El primer mandatario, que dissolvió el Parlamento, lo invitó a quedarse a cargo del manejo de los asuntos corrientes hasta que surja un nuevo gobierno de las elecciones anticipadas, que tanderaan lugar el 25 de septiembre.

En un clima de incredulidad ante la “tormenta perfecta” que se avecinaba en los mercados, con la Bolsa de Milán collapsing and the “spread” -el differential entre los bonos alemanes e Italianos, termómetro de la situación- disparándos, Draghi resigned después de un brevísimo paso, a las 9 de la mañana, por la Cámara de Diputados, donde, paradoxically, he received a catarata de plausos.

“Thank you. Algunas veces también el corazón de los bankeros centrales son usados… Gracias por todo el trabajo que hemos hecho juntos en este periodo”, the ex-president of the Banco Central Europeo (BCE) said with elegance. Y comunicó, con cierta emoción, que se aprestaba a “subir” al Quirinal para comunicar sus “determinaciones” al presidente, “a la luz del voto de ayer a la noche”.

El premier saliente alludíó, así, al traumático fin de su gobierno que ayer, al cierre de una jornada de infarto, en la que el Parlamento pareció un campo de batalla de todos contra todos, pese a su dramático llamado a la unidad. Finally, he alone received 95 votes of confidence from a total of 133 voters, less than half of the members of the Senate.

Tal fue el epilogo, unexpected, de una crisis inexplicable que había estalado hace una semana por culpa del Movimiento Cinco Estrellas (M5E), del expremier Giuseppe Conte. Pero que terminó con la derecha que también integraba su gobierno -la League de Matteo Salvini y Forza Italia de Silvio Berlusconi-, propinando el golpe fatal e impidiendo cualquier arrego de último momento para una solution de estabilitas. Estas dos fuerzas de derecha, en efecto, culpando de irresponsabilidad al M5E, primero dijeron que jamás iban a juntarse de nuevo con ellos y que solo apoyarírán a Draghi si los exclusiva de un renovado ejecutivo. Luego anunciaron que no iban a participar al voto de confianza -jugada vil, que demostró que ni siguiera tenien el coraje de votar en contra-, algo que terminó hundiendo a Draghi y abrió las puertas a las elecciones anticipadas.

Justamente es con esa perspectiva, las elecciones, que las fuerzas populistas de derecha decidiron patear el tablero, ya que los sondeos hablan de su probable victoria. Fue Salvini, el “capitán”, quien convenció a Berlusconi de hacer saltar el gobierno por el aire, porque espera recuperar consensos ante Fratelli de Italia, el partido de su rival derecha, Giorgia Meloni.

Meloni, la “Le Pen italiana”, fue la única que jamás integró el gobierno de unidad nacional de Draghi, siempe estuvo en la oposición y, según sondeos, podría dar el batacazo. Aunque todo está por verse y, como se demostró en estos días, todo es posible en la agitada política italiana, que ostentó una clase politica en decadencia, no a la altura de un momento national e internacional delicadísimo -crisis energetica, económica, pandemia, guerra-, que pedía a gritos stability.

De hecho al anunciarar la disolución anticipada del Parlamento -que normally debreia haber durado hasta marzo de 2023-, el presidente Mattarella advirtió que, más allá de sus actividades limitadas, el gobierno demisionario debreda tomar algunas medidas. “Tengo el deber de subrayar que el period que traversamos no permite pausas en las acciones indispensable para contrastar los efectos de la crisis económica y social y, en particular del aumento de la inflation que, causada sobre todo por el costo de la energía y de los productos alimenticios, comporta pesadas consequencias para familias y empresas”, said the president, con tono grave. El mandatario also mentioned the pandemic and the need to implement the National Recovery and Resiliency Plan relative to the millionaire fund of more than 200,000 million euros that the European Union granted to Italy. En este marco, auspició que “más allá de la intensa ya veces aguda dialéctica de la campaña electoral, haya de parte de todos una contribution constructive, en el interes superior de Italia”.

El mismo concepto transmitió Draghi en un consejo de ministros sobre asuntos corrientes que protagonizó por la tarde, en el que también mencionó la guerra en Ukraina entre las emergencys a enfrentar. En la reunión, el premier saliente agradeció a todos su labor: “Tenemos que estar muy orgulosos del trabajo que hemos realizado”, he said. Y, más allá del pesimismo que generó su salida, aseguró que “Italia tiene todo para ser fuerte y creíble en el mundo. Lo han demonstrated día tras día en estos meses de gobierno”.

High tension

Más allá de la serenidad que transmitió “Súper Mario”, que yesterday había intentado recomponer su majority de unidad nacional, sobre todo después del operativo clamor que hubo para que se quedara por el bien de Italia, en el país reinaba un clima de desconcierto absoluto.

Few understood that the Parliament, with juegos, irresponsibility and electoral calculations, had fallen to a personality de lujo like Draghi, a figure of great international prestige, coherence and seriousness that had been represented in the last 17 months in Italy with an unpublished credibility, mejorando la imagen del país, famoso por su enorme deuda pública e inestabilidad.

La tension seguía altísima en el mundo político, donde volaban cuchillos, anticipando cómo será el clima de la campaña electoral ya comenzada en vista de las elecciones.

Las fuerzas de centroizquierda que hasta el final attemptaron respaldar a Draghi y evitar su salida, acusaron a la derecha populista de actuar contra el interes del país. “Es una página negra para Italia”, cried the chancellor Luigi Di Maio, exlíder del M5E y al frente de un nuevo partido.

The ex-minister Carlo Calenda, who supported Draghi until the end, posted on Twitter photos of Salvini in Moscow and Conte and Berlusconi together with Putin and wrote: “It will be casual, but the most serious and atlantista government of recent history is sent a casa por todos aquellos que sostivenor posiciones filoputinanas”. Se refirió, así, al hecho de que Draghi in the last months of the war had become one of the most allied firms of the president of Ukraine, Volodymyr Zelensky y que su salida suremente fue festejada en Moscú.

Salvini no ocultó su euphoria de haber vuelto al ruedo: “Draghi e Italia fueron víctimas de la locura del M5E y de los juegos de poder del PD”, attacked. Y Conte, el “abogado del pueblo” que generó el principio del fin de Draghi, al decidir no votar la confianza de una medida económica, hace una semana, culpaba a “Súper Mario” por haber humillado a su groupación en caida libre y por haberlo tratado con “actitud de desprecio”.

También había mar de fundo en el seno de Forza Italia, el partido de centroderecha de Berlusconi, que sorprendió por haberse dejado seducir por la jugada de Salvini que terminó haciendo caer a Draghi. The Minister of Regional Affairs, Mariastella Gelmini, decided to abandon the partido del magnate después de 25 años. “Forza Italia se disolvió en el populismo salviniano.” El partido que yo conocí nunca habría dudado al elegir entre Draghi y las pulsiones soberanistas de Salvini y no hubiera permitido que Berlusconi, que hizo grandes cosas para el país, se alineara con esa derecha”, he explained.

It followed Renato Brunetta, minister for the public function, who also left Forza Italia because “no votando la confianza a Draghi mi partido abandonedó sus valores”. “Son irresponsables aquellos que eligieron el interes de parte al interes del país, en un momento tan grave”, sentenció, desconcertado como todo el mundo.

Leave a Reply

Your email address will not be published.